Blog, Cuidado de la piel

Sebo en la piel: Importancia y cuidado

sebo en la piel grasa

El sebo en la piel es la grasa que se produce para mantenerse sana e hidratada. Pero, cuando se produce en exceso, puede provocar la obstrucción de los poros y el acné. Aprende más sobre el sebo y cómo controlar su producción.

El sebo está compuesto por lípidos, ceras y grasa. Se trata de una sustancia aceitosa producida por las glándulas sebáceas que se encuentran en la piel y son las responsables de mantener la piel sana e hidratada.

Importancia del sebo en la piel

La distribución del sebo favorece la salud de la piel de varias formas importantes. En primer lugar, el sebo proporciona una capa de protección en la superficie de la piel. Esta barrera lipídica ayuda a retener la humedad y a mantener alejados los irritantes ambientales, las bacterias y otros microorganismos potencialmente dañinos. El sebo también contiene propiedades antimicrobianas que ayudan a mantener la piel libre de infecciones. Por último, el sebo ayuda a mantener la piel flexible y suave al mantenerla hidratada.

Pese a desempeñar un papel importante para mantener la piel sana, cuando se produce en exceso puede tener el efecto contrario. Cuando hay demasiado sebo en la piel, puede provocar la obstrucción de los poros y por consecuencia el acné. Es por esto que hay productos seborreguladores que ayudan a controlar el exceso de grasa en la piel y evitar los brotes de acné.

Algunos de estos productos los puedes encontrar en Bassa con la línea Sebonil e hidratantes como Intensive Serum Reductor de Poros Matificante, además de las cápsulas Acnétab, que actúan como suplemento nutricional para el cuidado de la piel y prevenir el acné.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Realiza tu calificación
  • Sensorial
    Enviando
  • Efecto esperado
    Enviando
  • Facilidad de uso
    Enviando
  • Precio
    Enviando